Elementos de la SEMAR lo golpearon, asfixiaron y torturaron

El 20 de octubre de 2011 una persona fue detenida por Elementos de la Secretaría de Marina Armada de México (SEMAR) en la localidad de Cerro de Ortega, Tecomán, Colima y durante su detención fue sometido  a diferentes tipos de tortura física y psicológica, además de haber sido obligado a grabar un video donde confesaba ser integrante de un cartel del crimen organizado.

Once años después del hecho, la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) comprobó que el detenido fue víctima de violaciones graves a los derechos humanos y el pasado 15 de julio emitió la recomendación 65VG/2022 al secretario de Marina, José Rafael Ojeda Durán para que se repare el daño de la víctima, y se inicien las investigaciones en contra de siete elementos por haber torturado al detenido.

La recomendación firmada por la titular de la CNDH, Rosario Piedra Ibarra, relata que la persona fue detenida en octubre de 2011 y al momento de la detención se le preguntó si a él se le conocía con cierto apodo.

La recomendación de la CNDH expone que la víctima detalló que durante su detención fue sometido a diferentes tipos de tortura (física y psicológica) para posteriormente ser puesto a disposición de la entonces PGR.

En el relato se expone que lo mantuvieron esposado, proporcionándole golpes en diferentes partes del cuerpo, asfixiándolo, situación que provocó que la víctima perdiera el conocimiento.

Posteriormente –el mismo relato – expone que fue trasladado a un nuevo domicilio del cual no recordaba su ubicación, advirtió que se encontraban más personas detenidas, que escuchaba gritos, que le indicaron que debía grabar un video donde leería un “papel” en el que aceptaba pertenecer a la Organización Criminal, ante su negativa, nuevamente le causaron asfixia, le introdujeron una pistola en la boca, uno de los elementos de la SEMAR apretó el gatillo sin lograr disparar una bala, situación que provocó que la víctima emocionalmente pensara que moriría ese día.

La CNDH mencionó que existe una valoración médica a favor de la víctima, suscrita por una perito oficial de la entonces PGR, quien asentó que el detenido presentó un derrame subconjuntival de ángulo interno en el ojo izquierdo, “lesión que según la literatura médica es compatible con actos de asfixia. Asimismo, referente a la lesión que presentó a la rodilla izquierda, precisó que fue a causa de una patada que recibió cuando se encontraba sometido, tirado en el piso; en entrevista con personal de esta Comisión Nacional, manifestó que no contó al médico que le certificó las lesiones en las instalaciones de la entonces PGR lo que le había sucedido, pues en ese momento se encontraba aún en custodia de los elementos de la SEMAR, temiendo sufrir represalias si lo contaba”.

El pasado 15 de julio la CNDH emitió la recomendación por este hecho que ocurrió en Cerro de Ortega en Tecomán.

Don Clemente

Learn More →
WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com